Cielo/infierno vs. dimensiones paralelas

En nuestra sociedad influenciada por la religión, la inmensa mayoría de las personas creen que al morir iremos al cielo o al infierno (en el catolicismo también está el purgatorio, un lugar un poco más suave que el infierno). La realidad es que no hay elementos en la ciencia, ni a nivel físico ni a nivel cuántico, que puedan proveer evidencia de que esto sea cierto. Los creyentes de esto entonces lo creen por fe.

Naturalmente debido a cómo es nuestro mundo, todos quisiéramos que los malos paguen por sus malas acciones y los buenos sean recompensados. La creencia en estos lugares, por ahora los cuales se pueden considerar ficticios, provee alguna esperanza de justicia para las personas para evitar caer en la depresión si aceptaran que lamentablemente todo es aleatorio y no existe tal cosa como recompensa divina o castigo eterno. Cuando morimos, nuestro cuerpo deja de funcionar y nuestra conciencia ya no trabaja más en la realidad 4D. Si nuestro cerebro y todo lo que tiene (las neuronas, neurotransmisores, etc.) se convierte en energía, esta sin embargo, podría transformarse y transportarse, reteniendo memorias o fragmentos de éstas a través de las cuatro dimensiones conocidas así como quizá, otras que no percibimos.

Al igual que el cielo/infierno, los universos paralelos no cuentan con evidencia física, sin embargo la última cuenta con teorías cuánticas razonables. Ya en otros artículos he descrito el concepto de los universos paralelos e incluso hablé sobre como se puede relacionar estos, potencialmente, con el antes de la concepción y después de morir. Sin embargo resumiendo, yo creo que cuando morimos, inmediatamente sentiremos vida de nuevo a través de un nuevo ser; no vamos a retener las memorias completas de la vida que tenemos, sino que seremos un ser 100% nuevo, aunque sí tendremos fragmentos de memorias de vidas pasadas o alternas que se manifestarían en sueños y déjà vu. También esa vida no tiene que limitarse a nacer en el futuro, sino también en el mismo tiempo que estamos vivos ahora, en el pasado, o en un universo paralelo. Y tampoco necesariamente seremos humanos en una “próxima vida”. Esto es científicamente mucho más sensato que la creencia en un cielo o infierno, aunque no sea lo que uno necesariamente desee porque no dabemos que nos tocaría ser- si alguien mejor, o si alguien peor.

Para más sobre este tema vean mis pasadas entradas sobre el tema de los universos paralelos. 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s